Paso a paso Leche de coco casera/ Leche vegana










Coco, una fruta tropical cultivada en el mundo entero pero a veces un poco rechazada por la sociedad porque consideran que es una fruta seca, empalagosa o que no sabe a nada, pero lo que la gente no sabe es que esta fruta con este aspecto prehistórico es uno de alimentos mas complementos y mas ecológico señores y señoras. 

Creo que es una de las pocas frutas que se puede aprovechar todo, absolutamente todo, con la cascara podemos hacer vasos o un bol para servir frutas en verano, con la fruta podemos hacer leche de coco, coco rallado, nata vegetal,etc,etc,etc .


Para elaborar leche de coco en casa necesitamos un coco, nos nos vale el coco rallado del supermercado porque es un producto industrializado y que contiene mucho azúcar y conservantes, para hacerlo en casa necesitamos un coco natural que podemos encontrar en diferentes supermercados como por ejemplo Carrefour, Al campo o Lidl.


El primero paso es abrir un coco  y tenemos dos opciones: a golpes y martillazos o bien utilizando este truquillo, no falla nunca!!!


Precalentar el horno a 200º grados, poner el coco en un bandeja o rejilla metálica y dejar durante 15 minutos, tiempo suficiente para que se caliente.



Acto seguido, retiramos del horno y inmediatamente lo envolvemos en un pañoy hacemos un nudo con las puntas.





Ahora envuelto en el paño daremos un golpe en seco en el suelo, con esto tendremos nuestro coco partido por la mitad, no falla nunca, incluso si dejamos mas tiempo en el horno la cascara se partirá por la mitad debido al calor, pero como tardaría mucho y la electricidad esta por las nubes, con 15 minutos o incluso menos es suficiente.




Sin necesidad de cuchillo retiramos la pulpa que saldrá con facilidad porque el calor hará que se despegue de la cascara.




Y aquí lo tenemos, listo para ser usado.

Si queréis retirar la piel marrón será necesario el uso de un cuchillo, normalmente no lo hago, aprovecho todo, pero si es cierto que nuestra leche ganará un colorcito marrón muy suave, si queréis una leche blanca, blanca ya lo sabéis, quitar la piel y listo.



El siguiente paso será batir utilizando un procesador de alimentos o un batidor de vaso, es importante que tenga potencia y que se grande, caso contrario tendríais que hacer en varias tandas.

Este  es mi procesador de alimentos lo compre en el Lidls y me ha  costado 20€, sin duda ha sido mi mejor compra, funciona muy bien y estoy sacando mucho provecho, recomiendo que tengáis en casa un aparato como este, hay en el mercado otras marcas incluso mas cara pero aunque paguéis mas, merecerá la pena, doy fe!




Vale, ahora toca trocear la pulpa en trozos mas pequeños 



Añadimos agua caliente y dejamos de reposo durante 15 minutos


Pasado los 15 minutos batimos a toda velocidad parando de vez en cuando para no quemar el motor de la maquina, pero es importante batir unas cuanto veces  hasta triturar.



Ahora colamos utilizando un filtro de café que esta hecho con tela, es de lo más antiguos, estos nos va ayudar a extraer toda leche del coco.





Podemos apretar con las manos limpias para extraer todo la leche.



Y lo que sobra que será el coco rallado podemos congelar y utilizar en repostería para hacer bizcochos, galletas o barritas de cereales,



Para 2 cocos utilice 800 ml de agua, si queréis podéis añadir mas agua, normalmente se utiliza  1 litro de agua para 300 gramos de coco rallado, me parece poco coco, por eso recomiendo probar hay los que quieres mas sabor a coco y otros menos, es cuestión de gusto.




Y aquí tenemos nuestra leche vegetal de coco, al ser rica en grasa al estar en reposo se suele formar una capa de grasa por arriba, para eso basta agitar antes de tomar o preparar vuestros batidos o postres.



Una vez procesada la leche, guardaremos en una botella o vaso de cristal previamente esterilizado con agua caliente.






Image and video hosting by TinyPic

1 comentario

  1. Genial, sobre todo el truco del horno, me lo apunto.

    ResponderEliminar

¡Gracias por comentar :) !!!!

Instagram